Tapones antiruido

En nuestro catálogo de tapones de protección auditiva encontrarás una gran variedad de sistemas de cancelación o atenuación del ruido: con diadema, con cordón, con cajita individual…

Tapones antiruido para proteger tus oidos

Mientras que existen situaciones en las que requerimos la máxima protección auditiva, en cuyo caso debemos optar por orejeras o cascos antiruido, hay muchas otras en las que es suficiente con reducir el nivel de ruido para garantizar la productividad en el trabajo, sin necesidad de anular completamente el ruido de alrededor. En estas ocasiones, lo más conveniente es utilizar tapones anti-ruido para los oídos.

Los más conocidos son los económicos tapones estándar de espuma y/o silicona desechables, pero no son ni la primera ni la mejor opción en entornos laborales con sonidos de alta intensidad. En estos casos, debemos optar por utilizar tapones auditivos profesionales, que cuentan con reducción y atenuación del sonido, es decir, bloquean y absorben el sonido antes de que éste sea captado por nuestro oído.

No obstante, cabe destacar que, mientras que la reducción de sonido es la mejor forma de bloquear ruidos de alta frecuencia puntuales, como chillidos, silbidos y similares, no es tan efectivo para sonidos de baja frecuencia como ruidos mecánicos.

Pese a ello, esta opción es idónea para entornos de trabajo en la que es necesaria la comunicación entre los miembros del equipo o con el cliente, ya que los tapones para los oídos profesionales restringirán únicamente el ruido con el objeto de reducir las distracciones y proteger los oídos del trabajador sin impedir la comunicación.

Los tapones anti-ruido son la mejor opción, por ejemplo, para odontólogos e higienistas y para profesionales de la industria. De todos modos, si no es tu caso y dudas entre comprar unas orejeras o unos tapones, no dudes en contactar con nuestro equipo de asesores.