¿Qué son las zonas Atex?

Cristian Toledo Martínez
Cristian Toledo Martínez | Responsable de Atención al Cliente
01/05/2022 | Actualizado: 05/05/2022 01/05/2022
0 | 0 0 valoraciones
69
¿Qué son las zonas Atex?
Compartir:

Un gran número de profesionales desconoce el significado de las siglas ATEX, sin conocer que es un término esencial para evitar peligros en el área de trabajo. Cuando se está en contacto con atmósferas explosivas, es imprescindible la prevención de riesgos laborales para proteger la salud de los trabajadores. En este post os contamos todo lo esencial sobre las zonas Atex, qué son y cómo hacer prevención en ellas.

¿Cómo se clasifican las zonas Atex?

Se consideran zonas ATEX todas aquellas áreas donde se acumulen gases o polvos que puedan provocar algún tipo de explosión peligrosa, violenta o ardiente. Uno de los métodos más usados para evitar la creación de entornos peligrosos ha sido la clasificación de estas zonas, facilitando así la instalación de material necesario para asegurar la seguridad de cada espacio. En la mayoría de casos en los que se está en contacto con sustancias inflamables, es complicado garantizar que no se llegarán a producir atmósferas explosivas, pero una correcta clasificación de estas zonas ayudará a evitar entornos peligrosos.

Para poder realizar la clasificación se deben tener en cuenta una serie de aspectos importantes:

  • Conocer el tipo de sustancia que da lugar a la atmósfera explosiva.
  • Presencia de la atmósfera explosiva: permanente, ocasional o esporádica.
  • Duración de la atmósfera explosiva.

Una vez se tengan en cuenta estos aspectos, se puede proceder a la clasificación de las zonas:

  • Zona 0. Área en la que una atmósfera explosiva está presente de forma permanente. Por ejemplo, recipientes con líquidos inflamables.
  • Zona 1. Formación ocasional de una atmósfera explosiva. Por ejemplo, zonas de llenado y vaciado de líquidos inflamables.
  • Zona 2. Áreas en las que no es probable la creación de una atmósfera explosiva, o solo durante cortos períodos de tiempo. Por ejemplo, cierres o sellados de válvulas o bombas.
  • Zona 20. Se trata de áreas de trabajo sometidas a una atmósfera explosiva en forma de nube de polvo combustible, tanto de forma permanente como por un periodo prolongado. Por ejemplo, los molinos de cereales.
  • Zona 21. Formación ocasional de atmósferas explosivas. Por ejemplo, en talleres de confección textil.
  • Zona 22. No es probable la formación de atmósferas explosivas. Por ejemplo, zonas cercanas a instalaciones que contienen polvo donde puedan provocarse fugas del mismo.

 

¿Cuáles son las medidas de prevención en las zonas Atex?

Es esencial que todos los trabajadores que estén en contacto con alguna de estas zonas, estén actualizados en técnicas de protección y prevención para poder tomar medidas contra explosiones. Según el Real Decreto 681/2003, es el empresario el principal responsable de tomar las medidas que sean necesarias para garantizar la seguridad de todos sus trabajadores, entre las que se incluyen:

  • Evaluar las veces que sea necesario el lugar de trabajo para identificar riesgos de explosión.
  • Elaborar documentos contra explosiones.
  • Clasificar las zonas Atex en función del riesgo, cómo hemos mencionado en el apartado anterior.
  • Coordinar que se cumplen las medidas de seguridad de todos los trabajadores.
  • Señalizar las áreas con riesgo de atmósferas peligrosas.

En conclusión:

  • Las zonas ATEX son aquellas áreas donde se acumulen gases o polvos que puedan provocar algún tipo de explosión peligrosa, violenta o ardiente.
  • Clasificar las zonas según el riesgo: zona 0, zona 1, zona 2, zona 20, zona 21 y zona 22.
  • Para poder realizar la clasificación se debe tener en cuenta el tipo de sustancia, la presencia y la duración de la atmósfera.
  • El empresario es el principal responsable de tomar las medidas que sean necesarias para garantizar la seguridad de todos sus trabajadores.
0 comentarios

Escribe un comentario

¿Qué te ha parecido?

He leído y acepto la política de privacidad